Gabriel SilvaVideos

LOS CHAKRAS – ¿Qué son? ¿Cómo funcionan? – Lección Espiritual No. 4 – Yo Soy Espiritual

Suscríbete al canalClick aquí

☩ LÉEME ☩

Todo en el universo está formado de energía y nuestro cuerpo no es la excepción. Y en este caso, los chakras son pequeñas puertas internas que ayudan a poner en contacto las energías de los planos emocional, mental, etérico y físico. Toda la información abajo.

VIDEO INTRODUCCIÓN – Concimientos Espirituales Básicos:

https://goo.gl/RvlMYu

VIDEO ANTERIOR – Respiración Pránica:

https://goo.gl/lRQfkK

VIDEO ANTERIOR – Respiración Pránica:

https://goo.gl/6MPd8E

VIDEO ANTERIOR – Alimentación balanceada y Ayuno:

https://goo.gl/a0zDIR

“MUCHOS SON LOS LLAMADOS Y POCOS LOS ELEGIDOS”.

☩ REDES SOCIALES ☩

► Facebook Página→ https://goo.gl/ZXotG1
► Facebook Grupo→ https://goo.gl/NXKJbR
► Facebook Amigos→ https://goo.gl/hQPLrt
► Twitter → https://goo.gl/I6rXOF
► Google+ → https://goo.gl/eqvxWf

Si estás leyendo hasta aquí te bendigo y te mando un abrazo, gracias por leer toda la descripción.

 

Los Chakras

¿Qué son? ¿Cómo funcionan?

 

Para que puedan tener claridad de todos los conceptos tratados en este artículo, es un requisito que haber visto la lección anterior de los siete cuerpos dimensionales.

 

La palabra Chakra significa rueda, y por nuestro cuerpo se distribuyen muchas de estas ruedas, pero las más importantes son las siete que recorren la parte central de nuestro cuerpo. Estas ruedas no están situadas en el plano físico, sino que se encuentran en el plano astral o espiritual, más específicamente se hallan en nuestro cuerpo etérico.

Todo en el universo está formado de energía y nuestro cuerpo no es la excepción. Y en este caso los chakras son pequeñas puertas que ayudan a poner en contacto las energías de los planos emocional, mental, etérico y físico.

Se los puede visualizar como una especie de antenas emisoras y receptoras de información. Sin embargo pueden surgir algunos problemas en la emisión y recepción de energía cuando una de estas antenas deja de funcionar apropiadamente.

Realmente, más importante que los chakras estén todos totalmente limpios; es que no estén desnivelados los unos con los otros, esto quiere decir que la energía de uno de estos chakras esté vibrando de una forma excesivamente superior a la de los demás o por el contrario que su vibración sea la más apagada de los demás.

 

Funciones principales de los chakras:

  1. Fortalecer y vitalizar los cuerpos sutiles del ser humano y en consecuencia también su cuerpo físico.
  2. Provocar el desarrollo de distintos aspectos de la autoconciencia, pues cada chakra está relacionado con una función psicológica específica.
  3. Producir, transformar y transmitir la energía entre los 4 cuerpos internos del ser humano.

La energía vital que transmiten los chakras es más conocida como el chi o prana, que es una energía particular que identifica a cada persona.

Los chakras se encuentran dentro del cuerpo etérico; son centros receptores de la energía proveniente de nuestro Ser Superior, los chakras trasforman esta energía que proviene desde la presencia YO SOY y actúan como distribuidores de dicha energía por todo nuestro sistema de cuerpos internos.

El hombre posee en su constitución 960 de estos chakras o centros de energía. De estos, noventa y seis son de mayor magnitud y entre ellos siete son los principales. Estos siete chakras principales están en armonía absoluta con las fuerzas de los planos superiores y están interconectados desde nuestro cuerpo etérico a nuestro cuerpo físico. Esta unión se da por medio de nuestras principales glándulas endocrinas cumpliendo desde allí su función de organizadores y transformadores de la energía por todos nuestros sistemas corporales, tales como: el sistema digestivo, el sistema muscular del sistema nervioso entre otros.

Nuestros chakras trabajan en dos sentidos dentro de nosotros: en un sentido interno actúan sobre los órganos físicos alrededor de su sitio de ubicación, y en un sentido externo, actúan como productores de radiaciones que van a constituir nuestro campo magnético o campo áurico; éste puede llegar al tamaño de nuestros brazos extendidos y da lugar a nuestra aura llamada igualmente CAN CHAKRA, la cual hoy en día es detectable por aparatos especiales diseñados por el hombre, aparatos tales como la cámara kirlian. Estas radiaciones de nuestros chakras también son conocidas como el aura de salud, debido a que determina el nivel vibratorio emanado desde cada chakra y se manifiesta por cambios en el color y tonalidad del mismo. Cuando una persona tiene desarrollado su visión interna o tercer ojo, es capaz de detectar el estado anímico o de salud del emisor dependiendo del momento que viva cada ser.

Al referirnos a cada uno de estos centros generadores de energía es muy conveniente hacerlo por medio de su respectivo nombre proveniente del lenguaje sanscrito; de esta manera estamos produciendo través del sonido y el pensamiento una vibración que penetra dentro del mismo chakra estimulándolo, (pues como veremos posteriormente cada sonido emitido por nosotros es una nota vibratoria de gran poder).

 

Nuestro primer generador de energía es el chakra MULADHARA, cuyo nombre proveniente de los vocablos MULA que significa conocimiento, fuego, creación, iniciación, pasión y DARA que significa dada, impartida. También se le conoce como el chakra fundamental: es el centro de control de la sexualidad, vibra o emite el color rojo en virtud de la corriente de energía vital que maneja. Está constituido por cuatro ondulaciones o pétalos. Se encuentra localizado en la región sexual, entre los órganos genitales y excretores, allí donde se siente impulso sexual.

El chakra muladhara al igual que los seis restantes, maneja una de las siete energías pránicas, las que su vez se pueden armonizar con el uso adecuado de éstas mismas energías. Para lograr armonizar nuestro chakra muladhara podemos usar la luz verde de la verdad, de la consagración, de la salud espiritual y física. Nuestro chakra muladhara esta interconectado físicamente a nosotros a través de un hilo invisible al coxis.

Cada uno de nuestros chakras controlan y manejan metabólicamente una serie de órganos físicos; entre los controlados por nuestro muladhara están: el sistema circulatorio, el sistema muscular, el vaso, el recto, los órganos reproductores, la medula ósea y el plasma sanguíneo; en nuestro plano psicológico está relacionado con la sexualidad, el amor a la familia y la creatividad, podemos armonizar este chakra por medio de un comportamiento sexual sublimado (Es decir transformar ciertos instintos o sentimientos inferiores o primarios en una actividad moral e intelectual).

La denominada energía Kundalini es una energía que descansa en este chakra y se dice que por medio de la meditación es posible hacer subir esta energía vital hacia nuestros centros superiores. Sin embargo, como ya había mencionado, es recomendable que los chakras estén nivelados unos con otros para que la energía pueda fluir libremente. Por esa razón al final dejaré una serie de ejercicios para equilibrar los chakras y cuando lleguemos al tema de la meditación en un siguiente capítulo veremos más a fondo como se estimula dicha energía kundalini para hacer un buen uso de ella.

 

Nuestro segundo generador de energía es el chakra MANIPURA, cuyo nombre proveniente de los vocablos MANI, que significa manejo de gran energía, y PURA que significa puro y elevado en verdad. Se le conoce también como chakra umbilical: es el centro de control de las emociones; vibra o emite el color verde en virtud de la corriente de energía vital que maneja. El chakra manipura está constituido por seis ondulaciones o pétalos. Se encuentra localizado en la región umbilical o región del ombligo. Es posible armonizarlo con el uso de la luz oro-rubí (anaranjado), la cual armoniza nuestro mundo emocional, llevándonos a la verdadera sensibilidad. Nuestro manipura se encuentra interconectado físicamente a la tercera vértebra lumbar.

Entre los órganos metabólicamente controlados por nuestro manipura se encuentran: el oído, el cerebro y su materia gris, las amígdalas, el cerebelo, el riñón, la médula espinal, la próstata, las glándulas suprarrenales, la vejiga, el esfínter, los testículos, la vesícula seminal, entre otros. En el plano psicológico está relacionado con la emotividad, la independencia y el control emotivo. Este chakra lo podemos armonizar y equilibrar por medio de la práctica de la condescendencia, el autoanálisis de nuestros actos y la práctica de la meditación reflexiva.

 

Nuestro tercer generador de energía este chakra SWADHISTHANA, cuyo nombre proveniente de los vocablos SWADHIS que significa deseo, emoción, impulsó acelerador y TANHA que significa materia, anclaje. Se le conoce también como el centro esplénico; es el centro de control de la ira, del temperamento y las pasiones del individuo. Emite el color amarillo en virtud de la corriente de energía vital que maneja. Está constituido por diez ondulaciones o pétalos. Se encuentra localizado entre las células beta y eta del páncreas a la altura de la boca del estómago. Es posible armonizarlo con el uso de la luz blanca; al armonizarlo y equilibrarlo lograremos la paz interior, el equilibrio emotivo y el autocontrol. Se encuentra interconectado físicamente con la tercera vértebra dorsal.

Entre los órganos que controla metabólicamente encontramos: la vesícula biliar, el estómago, el hígado, el intestino delgado, el intestino grueso, el útero, los ovarios, la subdermis y los tejidos conectivo y adiposo. En el plano psicológico está relacionado con la compasión, el deseo de compartir y la paz. Podemos equilibrarlo con la práctica de deportes no competitivos, las artes marciales y el autocontrol.

 

Nuestro cuarto generador de energía es el chakra ANAHATA, cuyo nombre proviene de los vocablos ANA que significa uno, unificado y HATA que significa hueste, divinidad. También se le conoce como chakra cardíaco. Emite el color blanco, es el centro de control de la duda, del temor y de la angustia. Está constituido por doce ondulaciones o pétalos: se encuentra localizado en el nódulo de Aschoff-Tawara, a nivel del corazón físico, en el deje de simetría, en el centro mismo del pecho. Allí donde sentimos el impulso del miedo, de la duda y a veces el impulso de amor hacia toda la humanidad. Es posible armonizarlo con el uso de la luz violeta; al armonizarlo lograremos eliminar el miedo y elevar nuestros estados de duda y temor a estados de fe y confianza. Equilibrado, nos llena de verdadera alegría, de certeza y confianza en nosotros mismos. Se encuentra interconectado físicamente a la décima vértebra dorsal.

Entre los órganos metabólicamente controlados por nuestro anahata encontramos: los pulmones, el timo, el páncreas, la paratiroides, la faringe, el cerebro y su materia blanca, los vasos linfáticos, el cuerpo calloso, los nódulos ganglionares, la medula espinal, la piel y el sistema óseo. Del mismo modo en el plano psicológico está relacionado con sentimientos o actitudes de amor, confianza y osadía. Se logra su equilibrio mediante la práctica y desarrollo de la fe, el estudio constante para no temer a lo desconocido, la meditación y la práctica de la respiración pránica.

 

Nuestro quinto generador de energía es el chakra VISHUDA, cuyo nombre proviene de los vocablos VI que significa creador y SHUDA que significa verdad. También se le conoce como centro laríngeo: emite el color azul en virtud de la energía vital que maneja, es el centro del verbo creador y del poder de la palabra hablada; de igual manera es el centro de control de las ambiciones está constituido por diez y seis ondulaciones o pétalos. Se encuentra localizado a nivel de la glándula tiroides en la zona de nuestra garganta. Se puede armonizar con el uso del mismo color azul pero en tono suave. Armonizado y equilibrado desarrolla la fuerza, el poder y la voluntad divina haciéndola crecer y activándola, lo mismo que produciendo relajamiento físico y mental. Se encuentra interconectado físicamente a la quinta vértebra cervical.

Entre los órganos controlados metabólicamente por nuestro vishuda encontramos entre otros: el píloro, el cardias, la tiroides y el hipotálamo. En el plano psicológico está relacionado con las ambiciones, el conformismo y el sacrificio, se logra equilibrar por medio de la práctica de la generosidad, la meditación y todas las anteriores.

Estos cinco chakras: muladara, manipura, swadistana, anahata y vishuda son nuestros chakras secundarios dentro de los siete principales y habrán de conformar una línea vertical perfecta, a pesar de que en algunos libros o sociedades espirituales aparece distorsionada la posición de los mismos. Ellos son la vara del mago en unión perfecta con los dos superiores, el Ajnachakra y el Sahasrara.

 

Nuestro sexto generador de energía es el chakra El AJNACHAKRA, cuyo nombre proviene de los vocablos AJNA que significa camino, estrella y CHAKRA que significa centro generador. También se le conoce como centro frontal, emite el color oro-rubí (anaranjado). Es el centro de control del intelecto, del entendimiento, de la comprensión y la imaginación, es igualmente nuestro punto de partida hacia la espiritualidad, hacia los mundos divinos, es aquí donde comienza el despertar. Está conformado por noventa y seis ondulaciones o pétalos y se dividen en dos mitades, correspondiendo cada una de ellas al hemisferio cerebral izquierdo y derecho, donde se maneja respectivamente la voluntad, la imaginación y la inteligencia.

Se logra armonizar con el uso de la luz Rosa, o de la cohesión universal o amor divino; con ello vamos logrando pasar del cerebro izquierdo al derecho es decir, el intelecto se convierte sabiduría a través del amor divino. Equilibrado nos lleva al amor consciente; se encuentra interconectado físicamente a la séptima vértebra cervical.

Entre los órganos metabólicamente controlados por el ajnachakra encontramos entre otros: el estómago a nivel glandular, la glándula pituitaria, la glándula pineal, tejido adiposo y los núcleos del hipotálamo posterior. Psicológicamente está relacionado con el idealismo, la organización y el materialismo. Se logra su equilibrio mediante las prácticas mencionadas anteriormente y por medio de nuestra autenticidad.

 

Nuestro séptimo generador de energía es el chakra El SAHASRARA. es el séptimo de los chakras principales; su nombre proviene de los vocablos SAHAS que significa camino y RARA que significa iluminación. También se le conoce como centro coronario y es el centro de control de la espiritualidad, llamado en el oriente como el chakra de mil pétalos, debido a que contiene dentro de sí novecientas sesenta ondulaciones y emite la luz violeta, la cual trabaja en niveles multidimensionales de conciencia superior. Está localizado envolviendo la glándula pineal, en la parte posterior del cerebro a nivel de la coronilla. Es el más grande de nuestros siete chakras, ya que recibe toda la energía proveniente de la quinta dimensión. Se logra armonizar con el uso diario de la luz dorada de la sabiduría y de la iluminación. Armonizado y equilibrado nos lleva a la unión consciente con nuestro yo superior. Físicamente se encuentra interconectado al núcleo rojo.

Los órganos metabólicamente controlados por nuestro sahasrara son entre otros: la fisura calcarina, el lóbulo anterior de la hipófisis, la glándula pineal, los núcleos del hipotálamo anterior y tiene que ver con nuestro sistema genético. Psicológicamente está relacionado con la voluntad, el humanismo y la espiritualidad. Se logra su equilibrio con la meditación diaria, la producción de DHARMA y los ejercicios mencionados en los seis chakras anteriores.

Cuando logremos la unificación o interconexión de estos dos chakra superiores en un solo, lograremos la apertura de nuestro tercer ojo, (BINDU), podremos conocer nuestra propia identidad, nuestra propia ecuación, nuestro sello místico, nuestro número vibratorio, nuestro sonido musical, nuestro mantra particular, nuestro nombre espiritual, armónico y cósmico, igualmente seremos conocedores de nuestras propias misiones tanto la temporal como la eterna.

 

Ejercicios para activar los chakras

Antes de realizar un cualquier ejercicio físico es conveniente calentar los músculos para que estos no sufran lesiones. De igual manera cuando nos disponemos a realizar algún tipo de práctica espiritual como respiración pránica o meditación, es necesario realizar digamos, un calentamiento de los chakras para que estos puedan absorber mayor cantidad de energía vital.

Cuando hablo de activación de chakras no quiero decir que los chakras estén fuera de funcionamiento, sino que los vamos a disponer para que funcionen al máximo de sus capacidades.

Normalmente hacer estos ejercicios no toma más de 10 minutos y puedes hacerlos una vez al día. Si realizas poca actividad física, puedes utilizar esta rutina de ejercicios para tus pausas activas y las puedes realizar 2 veces al día.

  1. MULADHARA (color rosa intenso y brillante)

– movemos los dedos de los pies enviándole impulsos eléctricos.

– Con las rodillas juntas giramos las piernas izquierda y derecha, tres veces a cada lado

– describimos círculos en sentido contrario al movimiento de las manecillas del reloj con el pie izquierdo adelante, al lado y atrás, lo mismo con el derecho.

– Lanzamos el izquierdo tres veces adelante, al lado y atrás, lo mismo con el derecho.

  1. MANIPURA (color verde esmeralda).

– Inclinamos el tronco hacia delante por tres veces respirando rítmicamente; lo repetimos hacia atrás, igualmente a la izquierda y derecha.

– Colocamos las manos en la cintura con los pulgares hacia atrás rotamos la cintura de izquierdo a derecha por tres veces y en sentido contrario por otras tres veces. (Este ejercicio se realiza inclinando algo el tronco hacia delante).

  1. SWADISTANA (color amarillo dorado).

– Levantamos alternativamente las rodillas tomadas con las manos y aproximándolas al pecho durante tres veces.

– Colocamos las manos en la cintura con los pulgares hacia delante y giramos alternando a izquierda y derecha por tres veces.

– inhalamos fuertemente expandiendo el aire en los pulmones y abdomen he inclinándonos exhalamos de un solo golpe por la boca. Repetir tres veces.

– Colocamos los pies en escuadra y empinándonos en la punta de los mismos, vamos en la pausa de nuestra aspiración dando golpecitos con la punta de los dedos índice el corazón (Mano derecha), al hígado enviándole mensajes de amor y salud.

  1. ANAHATA (color blanco).

– Levantamos los brazos y describimos círculos arriba, a los lados, abajo, adelante y atrás.

– reflexionamos los brazos por detrás de la espalda, alternando por tres veces a cada lado.

-Enfrentamos a la altura del pecho nuestros pulgares y giramos por dos veces seguidas a la izquierda y luego la derecha, repetimos tres veces.

– Giramos el brazo izquierdo como si careciese de materia ósea, lo mismo el derecho.

– Lanzamos el brazo izquierdo por tres veces hacia delante, al lado y atrás, lo mismo con el derecho.

– Giramos los hombros hacia delante hacia atrás.

  1. VISHUDA (color azul cristal).

– Levantamos las manos y movemos los dedos enviando impulsos eléctricos al chakra en nuestra garganta.

– Giramos las manos adelante, atrás, al izquierda de la derecha, las rotamos sobre las muñecas.

– Inclinamos el cuello atrás y adelante por tres veces, a la izquierda y derecha por otras tres veces.

– rotamos la cabeza sobre el cuello de izquierda a derecha por tres veces y viceversa.

– Mirando la punta de nuestra nariz gesticulamos como si pronunciáramos en forma exagerada las vocales.

6 y 7. AJNACHAKRA (color oro-Rubí) y SHAHASRARA (color violeta).

– Frotamos las yemas de los dedos y nos damos un masaje en el entrecejo, fontanela, parietales y coronilla.

– Llevamos los brazos hacia delante y respirando rítmicamente los abrimos a los lados por tres veces.

– Llevamos los brazos arriba desde nuestros costados y respirando rítmicamente los bajamos por los costados, repetimos por tres veces.

 

Si estás viendo este video es porque lo necesitas.

Click aquí para ir al canal y suscribirse, es gratis!

Deja tu comentario y comparte el video en tus redes sociales.

Que el amor de Dios esté siempre contigo

Yo Soy Espiritual

Etiquetas

yosoyespiritual

"Todos los hombres buscan anhelantes a DIOS y se preguntan con inquietud: ¿cómo saber y cómo poder encontrar a Dios? - Si realmente quieres conocer la imagen exacta de DIOS, déjate de más búsqueda y “CONÓCETE A TI MISMO”. En ti está Dios presente, sapiente y consciente"

Artículos relacionados

8 comentarios

  1. Hola
    En todos los textos que siempre he leido , al segundo chakra le llaman Swadistana y al tercero Manipura…yo asi les he nombrado siempre…en tu video los nombras al contrario…dime algo al respecto. Muchas gracias

    1. Gracias Amalia, bienvenida.
      Realmente esa es la posición correcta y los nombres respectivos. Desde siempre les he llamado de esa forma. Aunque no me cierro a las posibilidades. ? realmente lo importante es estar siempre en equilibrio, lleno de amor y en acción perfecta. Gracias por visitarnos. ?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Únete a nuestra comunidad:

LOS CHAKRAS - ¿Qué son? ¿Cómo funcionan? - Lección Espiritual No. 4 - Yo Soy Espiritual

Los Chakras - ¿Qué son? ¿Cómo funcionan? - Lección Espiritual No. 4 - Yo Soy Espiritual
Cerrar
Cerrar

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Luego de desactivarlo recargue la página.
Suscribirse al canal de YouTube

Send this to a friend