fbpx

El MaháChohán, guía y supervisor en el templo del confort

yosoyespiritual yosoyespiritual 990 vistas Escribe tu comentario 11 minutos de lectura Enseñanzas

Nuestro Señor MaháChohán es el Ser cuya obligación y responsabilidad ante la Vida consiste en supervisar, guiar, custodiar y asistir a los Seres que representan a los Siete Rayos de empeño para el planeta Tierra. Cada Chohán que sirve bajo Él tiene un servicio específico que prestar en el desarrollo de cada ángel, hombre y elemental que pertenece al Rayo para cuya representación ha calificado el Chohán. Así, la radiación confortadora del MaháChohán es recibida por los siete Chohanes que sirven bajo Él y, a su vez, cada Chohán intensifica, energiza, califica y dirige la radiación específica para cuya creación y desarrollo ha sido entrenado. Este Rayo individual se vierte sobre todas las evoluciones antes mencionadas, y estimula la naturaleza espiritual de quienes escogen venir adelante desde los Ámbitos Internos, encarnando sobre el Rayo que Él dirige dentro de la atmósfera y vehículos de todos los que pertenecen a esta evolución.

Cada inteligencia auto-consciente ha desarrollado a lo largo de aeones en los Niveles Internos, poderes específicos y actividades que conforman las bandas más anchas de color en sus Cuerpos Causales.

Luego, en el momento en que los individuos son escogidos para encarnar, sólo cierta cantidad se escogen de cada Rayo (de acuerdo con los momentums de energía calificada que representan las bandas de color en el Cuerpo Causal). Cada quien se convierte en responsabilidad del Chohán del Rayo que él representa en el mundo de la forma. De allí en adelante, depende del Chohán individual ayudar al ángel, hombre o elemental encarnado a descargar desde su propio Cuerpo Causal el momentum plenamente acopiado de sus talentos, poderes, dones y actividades para bendición de la raza, así como también para su propio desarrollo personal y maestría.

ESTÍMULO DEL CUERPO CAUSAL

Muchas corrientes de vida (dormidas espiritualmente) entran bajo la “protección masiva” del Chohán de su Rayo. Quienes están listos para empeñarse conscientemente en descargar desde sus Cuerpos Causales esos dones y poderes del Rayo al cual pertenecen, entran bajo la atención individual especializada de su Chohán. En tiempos de crisis nacional, internacional, planetaria o universal, cada uno de los siete Chohanes se empeña en estimular el deseo dentro de la conciencia externa de tantos como sea posible en Su Rayo para que alcancen dentro de sus propios Cuerpos Causales y atraigan adelante los momentums acumulados de bien que allí se encuentran, descargándolos para el enriquecimiento de los cuerpos emocional, mental, etérico y físico de la gente, así como también la protección y avance general de toda la evolución. Cuando aparecen individuos capaces de tal servicio, se les da toda la asistencia posible por el Chohán que es el supervisor de su Rayo. Cuando el servicio específico se requiere y se desea el estímulo adicional, el Chohán tiene el derecho de apelar al Mahá (“Gran”) Chohán (quien es Su superior inmediato) por asesoría y asistencia en desarrollar un chela de posible mérito para el esquema evolucionario.

El CUERPO CAUSAL es meramente la energía almacenada que ha sido utilizada armoniosamente por cada corriente de vida. Constituye los “tesoros almacenados en el Cielo” de los que hablaba el amado hermano Jesús. Esta energía será descargada ante el Llamado e indicación del individuo que la ha calificado, cuando él sabe cómo preparar sus vehículos inferiores para ser “conductores” de esa perfección ya calificada para bendición de su prójimo. Tal preparación requiere de la armonización de sus cuatro vehículos inferiores y su purificación mediante el uso constante y decidido del Fuego Violeta de Misericordia, de manera que esta energía pueda fluir libremente a través de todos los estratos de conciencia a ser beneficiados y elevados por su presencia y actividad allí.

ENTRENAMIENTO ESPECIAL

En Ceilán hay un foco de gran Luz debajo de una gran plantación de té, oculto de las miradas curiosas e indiscretas del hombre. Aquí, el Ser conocido como el MaháChohán dirige Su servicio de asesoría y asistencia a sus Siete Hijos (los siete Chohanes de los Rayos), así como también ayuda a desarrollar y madurar a los chelas que estos Chohanes puedan recomendar para asistencia especial.

El aura —compuesta de las energías de las actividades emocional, mental, etérica y física de los seres no-ascendidos— debe ser sublimada, purificada, transmutada y preparada para convertirse en una copia de la gloria del Cuerpo Causal. De esta manera, el chela se convierte en un “conductor” consciente de la Perfección del Rayo al cual naturalmente pertenece.

¿A QUÉ RAYO PERTENEZCO?

Cada individuo encarna al menos una vez bajo la dirección de cada uno de los Siete Chohanes, a fin de desarrollar un balance y madurez de su propia naturaleza en cada uno de estos Rayos. Cuando alguien que por naturaleza pertenece a uno de los Rayos, encarna bajo la dirección del Chohán de otro Rayo, a menudo se suscita un “conflicto” entre la tendencia natural y el deber propiamente dicho. Sin embargo, tarde o temprano, cuando el individuo se convierte en Maestro de las cualidades y virtudes según se expresan por la totalidad de los Siete Rayos, regresa a su propio Chohán y completa su ciclo de expresión en el plano terrenal bajo su propio Chohán y Maestro particular.

Las personas no deberían preocuparse ni agitarse demasiado en cuanto a qué Rayo pertenecen naturalmente. Todo está bajo la Supervisión Divina y Orden Divino, y en tanto dicho individuo viva su vida en armonía, pureza, paz y servicio, estará realizando su “tarea” actual y no puede fallar en regresar al Rayo natural bajo el cual completará su servicio y regresará a Casa para no salir ya más.

Presencia Confortadora

Nuestro Señor MaháChohán tiene la gran responsabilidad de traer confort a toda vida en todos los planos. Para ayudarlo a realizar esta obligación, los siete Chohanes sirven altruistamente para desarrollar y madurar la séptima parte de la evolución que es Suya para evolucionar y proteger (el Séptimo Rayo está gobernando la Tierra en este momento).

A menudo, en el interior de la cámara de concilio del amado MaháChohán se consideran planes en unidad y paz, y se compromete la cooperación de los Chohanes a un servicio en particular, el cual será de beneficio impersonal para la totalidad del esquema evolucionario.

También a menudo, los Chohanes individuales solicitan la sabiduría y comprensión del MahaChohán para acelerar Sus propios servicios individuales. El nunca ha fallado en dar tal asistencia, no sólo voluntaria, bondadosa y generosamente, sino con un tremendo interés en los proyectos de los que Él llama “Mis Muchachos”. Para las masas que componen la mayoría de los miembros de la raza humana, el Reino Elemental (incluyendo aves y cuadrúpedos, que no cuentan con palabras para expresar sus deseos ni aspiraciones), el MahaChohán es una Presencia Confortadora.

Los pocos servidores

A los “pocos” que desean ayudarlo en Su servicio, Él ofrece el entrenamiento, la disciplina y el auto-control requeridos para convertirse en presencias confortadoras a otros. De esta manera, El prepara individuos para ser “conductores” de Su Naturaleza (la expresión del Espíritu Santo) para la humanidad y las evoluciones acompañantes que sé desarrollan en, a través y alrededor del planeta Tierra en estos tiempos. Estos “pocos” generalmente son recomendados por el Chohán del Rayo al cual pertenecen, o ellos podrán solicitar personalmente (a través del Santo Ser Crístico) tal entrenamiento en el Templo del Confort. Quienes así lo solicitan reciben la oportunidad para tal atención individual de parte de este Gran Señor. Partiendo de las indicaciones y directrices que esta gente recibe, y debido a la proximidad de sus almas a Esta Persona, gradualmente desarrolla una naturaleza parecida a la del MaháChohán. De esta manera, verdaderamente se convierten en el Espíritu Santo en persona, actuando como avanzadas de Su Divina Presencia en el ambiente en que habitan.

¿Honestamente desean ustedes ser una presencia confortadora para TODA VIDA, prescindiendo de atracciones e intereses personales? De ser así, entren al Templo del Confort. Comparezcan ante su Jerarca y estén dispuestos a adherirse a todas Sus indicaciones. Luego, atestigüen el efecto de sus empeños en el mundo de quienes están alrededor de ustedes. No requerirán de ninguna otra medida que la de su propia influencia sobre la vida a su alrededor, para determinar cuánto han logrado mediante tal aspiración y servicio consecuente en Su Nombre.

Diario de El puente a la libertad de el Mahá Chohán

Libro de decretos

Libro gratuito en la tienda virtual. Disponible en formato físico, clic en tu ubicación:

enseñanzas para ti

Meditaciones Diarias

Rayo Azul

Fe, fuerza, poder, protección, voluntad divina

Rayo Dorado

Iluminación, discernimiento sabiduría, paz, armonía

Rayo Rosa

Amor Divino, adoración, confort, cohesión

Rayo Blanco

Pureza, creatividad, Resurrección y Ascensión

Rayo Verde

Verdad, curación, concentración

Rayo Oro Rubí

Paz, Gracia, Saneamiento, Provisión y Ministerio

Rayo Violeta

Trasmutación, misericordia, liberación, perdón

Iniciación

Lecciones esenciales. Inicia tu estudio por aquí

Seguir:
"Todos los hombres buscan anhelantes a DIOS y se preguntan con inquietud: ¿Cómo saber y cómo poder encontrar a Dios? - Si realmente quieres conocer la imagen exacta de DIOS, déjate de más búsqueda y “CONÓCETE A TI MISMO”. En ti está Dios presente, sapiente y consciente". Arriba soy espíritu divino, abajo soy espíritu encarnado, luego, YO SOY lo que el Creador Es.
Deja tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Video sugerido