fbpx

Reminiscencias: Los hijos de Venus | Kuthumi

yosoyespiritual yosoyespiritual 3.3K vistas Escribe tu comentario 7 minutos de lectura Kuthumi

En la hora en que la Ley Cósmica encontró a la Tierra deficiente y decretó que Ella ya no podía morar en la cadena de las Estrellas Brillantes que formaban el collar del Sol, Sanat Kumara ofreció proveer de entre los Hijos e Hijas de Venus, aquellas corrientes de vida cuya Luz individual y colectiva satisfaría la demanda de la Ley Cósmica y quienes serían ‘la Luz del Mundo’ hasta una hora tal en que Sus propios hijos desarrollaran y maduraran y se convirtieran en esa Luz.

El Honor y Devoción de los Corazones de Venus por su Señor era tal, que inmediatamente fue la alegría y privilegio de algunos de Sus ciudadanos ofrecerse como voluntarios para ir y preparar un lugar digno de Su Presencia. Habían treinta entre este primer grupo, quienes se pararon delante de los Señores Universales del Karma, quienes fueron aceptados como la Guardia de Avance para los grandes Kumaras. Ellos voluntariamente escogieron aceptar las restricciones kármicas limitantes para el nacimiento dentro de la raza humana y después, regresando para despedirse de sus amados seres – no por una vida, sino por centurias desconocidas de tiempo – ellos fueron escoltados a la atmósfera superior de la Tierra y residieron dentro de las Octavas de Luz bajo el cuidado y hospitalidad amorosa de los Señores del Segundo Rayo hasta un momento tal, en que las condiciones pudieran estar preparadas para su primera encarnación.

Vibrando muy rápidamente y teniendo tales naturalezas puras y hermosas, no fue fácil encontrar padres a través de quienes tales espíritus preciosos pudieran tomar forma. Únicamente las corrientes de vida más bellas y más elevadas fueron escogidas por los Constructores de la Forma e invitadas ante los Señores del Karma para el examen en cuanto a si ellos podían calificar para convertirse en las Puertas Abiertas para tales Visitantes Cósmicos. Doce de los hijos de la Tierra calificaron y se pusieron en movimiento los planes para la encarnación, asociación, matrimonio etc. para que los seres esperando, pudieran tener su primera oportunidad para pasar a través del velo hacia el reino de la forma física. A cada conjunto de padres le nacieron cinco de estos Visitantes, representando nuevamente la Mano de Dios en acción, esta vez preparándose para la venida del Señor del Amor.

Después de la primera encarnación, durante novecientos años estos benditos seres regresaron una y otra vez, buscándose el uno al otro afuera; recordando como mejor podían su Propósito, Voto y Destino Divino, a través del velo que ellos compartían en común con la raza entera. ¡Lenta, pero seguramente, la Ciudad del Puente (Shamballa) fue construida de la sustancia prima de la Tierra, su mármol más selecto, sus joyas más perfectas, su oro más puro! Las flores más agradables, los árboles frutales más abundantes, los arbustos más verdes fueron reunidos de los cuatro rincones más apartados de la Tierra agradecida, que debía Su sustento a estos Visitantes que laboraban con la visión de la venida de su Señor, siempre delante de sus ojos y dentro de las cámaras secretas de sus dulces corazones.

Muchas mareas habían fluido y refluido alrededor de las columnas surgiendo del Puente de Mármol, que se levantaba desde el mar azul celeste para conectar a la tierra firme con la Isla Blanca, antes de que estuviera sobre ellos la hora final de la Visitación. Muchos cuerpos desgastados habían sido abandonados agradecidamente, únicamente para entrar en una nueva forma infante y comenzar de nuevo la labor de Amor antes de que la Estrella Polar Lemuriana, brillando claramente en los Cielos, señalara a través de las nubes que la Hora estaba sobre ellos. A través de los siglos, cada generación había pasado a la subsiguiente generación el conocimiento de la misteriosa Estrella Polar que debía señalar el momento por el cual ellos laboraron tan incesante y desinteresadamente. Cuando la Estrella alcanzó su zenit, todo estaba listo y el Amado Sanat Kumara, con Su amorosa guardia de Honor, vino a morar sobre la Tierra.

¡Ahora entramos en el flujo final de los amorosos Corazones de Venus! Así como los benditos seres vinieron hacia la Tierra antes que Él, para esparcir un manto de su Amor delante de Su Presencia, así ellos han regresado al Hogar antes que Él, para preparar Su retorno (*). ¡Uno por uno, los hijos de Venus están siendo liberados de su Voto Cósmico y al cierre de su vida natural Terrenal, están siendo liberados para siempre de las cadenas del nacimiento y muerte, de la atmósfera de la Tierra Misma y con Honor y Amor más allá de la comprensión del ser externo, están regresando al planeta de su Nacimiento Espiritual!

Ah; ¿Cómo pueden las palabras de los hombres describir la alegría cuando alguien es liberado de un exilio de millones de años; de las limitaciones de un cuerpo carnal; de una acción vibratoria que está muy por debajo del estado natural en el que prospera el Espíritu libremente? (*): En la Víspera de Año Nuevo de 1956, el Amado Sanat Kumara fue liberado, de Su largo servicio a nuestra Tierra y regresó a Su planeta Venus. Sin embargo. Él ha permanecido como Regente-Asesor y asiste al Señor del Mundo actual, el Amado Señor Gautama (Uno de sus discípulos).

La sabiduría de las edades, Puente a la libertad – Maestro ascendido Kuthumi

Libro de decretos

Libro gratuito en la tienda virtual. Disponible en formato físico, clic en tu ubicación:

enseñanzas para ti

Meditaciones Diarias

Rayo Azul

Fe, fuerza, poder, protección, voluntad divina

Rayo Dorado

Iluminación, discernimiento sabiduría, paz, armonía

Rayo Rosa

Amor Divino, adoración, confort, cohesión

Rayo Blanco

Pureza, creatividad, Resurrección y Ascensión

Rayo Verde

Verdad, curación, concentración

Rayo Oro Rubí

Paz, Gracia, Saneamiento, Provisión y Ministerio

Rayo Violeta

Trasmutación, misericordia, liberación, perdón

Iniciación

Lecciones esenciales. Inicia tu estudio por aquí

Seguir:
"Todos los hombres buscan anhelantes a DIOS y se preguntan con inquietud: ¿Cómo saber y cómo poder encontrar a Dios? - Si realmente quieres conocer la imagen exacta de DIOS, déjate de más búsqueda y “CONÓCETE A TI MISMO”. En ti está Dios presente, sapiente y consciente". Arriba soy espíritu divino, abajo soy espíritu encarnado, luego, YO SOY lo que el Creador Es.
Deja tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Video sugerido