Madre María

La ascensión de la consciencia humana | Madre María

La Conciencia Divina en el universo es un estado eterno y siempre-presente de pensamiento y sentimiento, interpenetrando todos los estratos de luz. Mediante un empeño auto-consciente, varias corrientes de vida se han sintonizado con esta Conciencia Divina para unificar sus pensamientos, sentimientos y continuo estado de ser con la realidad. De acuerdo a su capacidad han recibido más o menos de la realización, visión y belleza últimas, y constituyen esos individuos catalogados en la evolución como Seres Cósmicos y Ascendidos.

EL EMPEÑO DE TODO ASPIRANTE, CHELA Y ESTUDIANTE DEBE CONSISTIR EN LLEGAR AL PUNTO DE REALIZACIÓN EN EL QUE SU CONCIENCIA INDIVIDUAL SEA ELEVADA AL PUNTO EN QUE CONTACTA (Y SE UNE) CON LA VERDAD CÓSMICA SIEMPRE-PRESENTE. Esta elevación de la conciencia constituye el Sendero espiritual, y el sostenimiento de la conciencia en Verdad es la manera espiritual; y la realización de la conciencia siempre-presente de todo bien es la recompensa de la corriente de vida que tenga determinación y constancia para seguir este sendero espiritual hasta la plenitud de la realización.

De allí que, por ende, veamos que LA ASCENSIÓN DE LA CONCIENCIA ES UN PROCESO CONSTANTE en el que la conciencia humana separada, llena con sus conceptos y creencias, es gradualmente acelerada en acción vibratoria hasta que por su mera vibración se une con la Verdad siempre-presente —la cual anteriormente vibraba tan rápidamente que la conciencia humana estaba inconsciente de su presencia sutil.

Para que un individuo logre la Conciencia de Maestro Ascendido, es menester que esté eternamente vigilante en cuanto a las condiciones de sus cuerpos mental y emocional, ya que estos conforman la acción vibratoria y longitud de onda de su ser; y para acelerar la longitud de onda de la vibración de su conciencia hasta el punto en que se sintoniza con la Conciencia de Maestro Ascendido, el individuo tiene que abrigar y mantener únicamente esas vibraciones que sean representativas de las corrientes virtuosas, armoniosas y puras que conforman la siempre-presente Conciencia Divina del universo y de todos los Seres Perfeccionados.

Grandes hombres y mujeres que han seguido en los pasos del Maestro Jesús, del Señor Gautama Buddha y de otros grandes ejemplos de bien, han elevado —mediante la contemplación e imitación de sus Maestros Divinos— sus conciencias hasta el punto en que se mezclaron (y se hicieron uno) con la del Maestro. Esta gente, mientras que era no-ascendida, conformó un perfecto canal para la conducción de los regalos particulares de los Maestros Ascendidos, los cuales podían pasar únicamente a través de una conciencia similar a la Suya; y, así, estas personas se convirtieron en grandes fuerzas para BIEN ya que mediante la Aplicación individual, sus conciencias se habían unido a (y hecho parte de) la Obra del Maestro en Su nombre.

Si ustedes, que procuran servir a Dios y unir sus seres con el Uno, se espacian en la conciencia de un Ser Ascendido singular, quien entrenará sus conciencias a Su manera de pensar y sentir, esto producirá condiciones y procesos de mezcla que les asegurará su Ascensión individual y hará de ustedes puestos de avanzada individuales de los poderes de dicho Ser excelso.

Luego, todos los Maestros podrán utilizar sus conciencias como las Suyas propias cuando ya no penetran las acciones vibratorias del estado humano al más leve estremecimiento de los éteres. Confío en que esto los ayudará en sus empeños diligentes por sostener una realización de la conciencia “demasiado pura para contemplar la iniquidad”.

 

Elévense a la Cámara Superior de la conciencia

Elévense a la Cámara Superior de la conciencia más alta que conozcan sea posible para ustedes a fin de, con toda la seguridad del caso, sostener una imagen perfecta no sólo para sí sino para todos aquéllos cuyas acciones vibratorias les resulten opresivas o depresivas a ustedes. Entonces aprenderán a disfrutar de esa vibración y a sostenerla en un estado de gracia escuchante para los de arriba que, en cualquier momento —a través de ustedes a quienes puedan ustedes desear invocar— bendecir la vida y liberar la vida aprisionada de la acción vibratoria que es imperfecta.

¡PERMITAN QUE EL CRISTO EN USTEDES SE EXPANDA, PERMITAN QUE EL CRISTO EN USTEDES SIRVA AL SEÑOR DIOS! ¡PERMITAN QUE EL CRISTO ATRAVÉS DE USTEDES MINISTRE A TODO LO QUE VIVE!

 

Tomado del libro: Diario del Puente a la Libertad –  Madre María

Serapis Bey Editores

Etiquetas

yosoyespiritual

"Todos los hombres buscan anhelantes a DIOS y se preguntan con inquietud: ¿cómo saber y cómo poder encontrar a Dios? - Si realmente quieres conocer la imagen exacta de DIOS, déjate de más búsqueda y “CONÓCETE A TI MISMO”. En ti está Dios presente, sapiente y consciente"

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Únete a nuestra comunidad:

La ascensión de la consciencia humana | Madre María

De allí que, por ende, veamos que LA ASCENSIÓN DE LA CONCIENCIA ES UN PROCESO CONSTANTE en el que la conciencia humana separada, llena con sus
Cerrar
Cerrar

Adblock Detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios. Luego de desactivarlo recargue la página.
Suscribirse al canal de YouTube

Send this to a friend